Sobre hielo: Ice Rink de Canary Wharf Londres vs. BarGelona

ice-rink

Con la Navidad a la vuelta de la esquina, vuelven los mercados navideños, los planes en familia y por supuesto, las pistas de patinaje sobre hielo, una divertida alternativa para combatir el frío invernal, apta para pequeños y mayores. Si estás pensando en visitar Londres o Barcelona durante las vacaciones de Navidad, no te puedes perder sus pistas de hielo.

Londres

A 15 minutos de la céntrica Bond Street, la capital del Támesis cuenta con una pista de patinaje sobre hielo en el corazón del distrito de negocios de Canary Wharf. Escoltada por los tres rascacielos más altos del Reino Unido, el Ice Rink de Canary Wharf abrió sus puertas el 1 de noviembre y no echará el cierre hasta el 28 de febrero, en horario de 11h a 23h, excepto festivos. El precio de la entrada no supera las 15 libras por persona y por hora y existen numerosos descuentos para grupos, estudiantes y familias. Además, evitar las colas es posible adquiriendo las entradas online, seleccionando la fecha y la hora a la que ir a patinar.

La pista a cielo abierto dispone también de un bar terraza con vistas y ofrece la posibilidad de realizar fiestas privadas en las instalaciones. Igualmente, el Ice Rink de Canary Wharf tiene acceso habilitado para personas con movilidad de reducida y su mercado tradicional navideño a dos minutos a pie de la pista es el complemento perfecto para una jornada de patinaje.

El acceso a la pista de Canary Wharf es posible mediante transporte público (metro, tren, autobús y barco) y también cuenta con servicio de párking gratuito los fines de semana y días festivos.

 

Barcelona

Bautizada como BarGelona, la pista de hielo de la ciudad condal acogerá a patinadores y patinadoras desde el 21 de noviembre hasta el 11 de enero, desde las 10h a las 21h de domingo a jueves, y de 10h a 23h los viernes, sábados y vigilia de festivos. El precio de las entradas a la pista cubierta de patinaje sobre hielo no superará los 10 euros por persona y por hora y los grupos podrán beneficiarse de reducciones en el precio. Además, los más pequeños podrán celebrar sus fiestas de cumpleaños en la pista patinando rodeados de todos sus amigos.

Situada en un enclave privilegiado como es la Plaza de Cataluña, BarGelona es el colofón ideal para un día de compras navideñas por el epicentro barcelonés sin necesidad de desplazamientos. Aunque las colas pueden hacer su aparición en la pista de hielo, el lujo de patinar en el corazón de Barcelona compensará con creces el posible tiempo de espera.